Empresa >> Historia
 

Tres generaciones han dirigido la historia de Fadeté S.A. durante cincuenta años. Asentaron pilares solventes y dinámicos en el mercado argentino, y acompañaron las innovaciones de la industria textil mundial. En 1949, los Sres. Jacobo Fuchs y su sobrino Federico F. Jachimowicz fundaron la empresa con el nombre Jachimowicz y Cia., que en el año 1955 se transformaría en Fadeté S.A. En los años sesenta, el Ing. Jorge Fuchs se incorporó a la conducción de la empresa, y en la actualidad participa activamente contando con la colaboración de la tercera generación.

En los comienzos la empresa comprendió las posibilidades técnicas de innovación. Con su actividad centrada en la fabricación de sweaters, desarrolló el primer tejido interlock de lana, innovando en la fabricación de pullovers cortados de tela continua. Los fabricantes de las máquinas circulares reaccionaron con cautela a una revolución que ya había generado un nuevo hábito. Mientras desaconsejaban el uso de la lana de tal grosor, el éxito comercial afianzó los beneficios del empleo de la lana en las mismas máquinas. El suceso mundial se tradujo en conocidos nombres de tejido: punto di Roma, Milano rib, weaveknit, tramado, entre otros que permitieron confeccionar trajes de dama, polleras, pantalones y sacos sport de hombre. La repercusión brindó nuevas oportunidades que la empresa supo aprovechar para expandirse.

La primera expansión se realizó cuando el reconocimiento de los pullovers alcanzó a los países limítrofes, permitiendo ampliar el horizonte del mercado. A principios de 1950, la firma adquirió una hilandería de lana peinada en Don Torcuato, Provincia de Buenos Aires, en donde paulatinamente se instalaron en las nuevas edificaciones del predio. El período expansivo se consolidó con la adquisición de mayor infraestructura: una lavadero de lana, la valiosa "Tejeduría Haedo" que fabricaba ropa interior, y una hilandería de lana cardada donde se recuperaban todos los desperdicios y recortes de la confección. A fines de los años 50 la empresa empleaba aproximadamente a 1000 personas.

Suma innovaciones durante la década del 60, en esta ocasión, incursionando en los sintéticos con la licencia para la fabricación de los hilados "Helanca" de la firma Heberlin A.G., Suiza. Fabrica conjuntos de Nylon: camperas y remeras que compitieron con la marca americana "Ban-Lon".
La reorganización de la empresa emprendida en la década del 70 fue una reacción a la crisis de la industria argentina, provocada por la política iniciada por Martínez de Hoz. La industria textil ingresó en una crisis sin precedentes, debido a la tabla cambiaria y la importación libre con bajos aranceles. Fadeté se transformó para asegurar la continuidad de la compañía, cerró las plantas que no eran viables y se organizó en tres unidades de negocio:

• Hilandería, tejeduría y tintorería para la fabricación de tejido de punto.
• Hilandería de lana y acrílico.
• Fabricación y comercialización directa al público de indumentaria infantil y femenina.


La re-expansión y la modernización tuvieron lugar en las últimas dos décadas. En los años '80 la empresa montó una moderna hilandería de algodón completamente robotizada. De este modo alcanzó una integración total de la cadena textil. El continuo proceso de renovación durante los años '90 le permitió a Fadeté S.A. transformarse en el mayor y más moderno fabricante integral de telas de tejido de punto, como así también, en el mayor hilandero de acrílico y sintéticos en la Argentina.

En la actualidad el grupo Fadeté cuenta con dos unidades de negocios:
• La fabricación y comercialización directa al público de indumentaria infantil y femenina con la marca "Ver", a través de Topyed S.A.
• La fabricación integral de telas de tejidos de punto con la marca Texcom que se fabrican en las empresas Fabrisur S.A. y Texameri S.A.(división San Luis y Buenos Aires).

 

Una moderna estructura de fabricación y una comercialización ágil y eficiente, permiten brindarle a sus clientes un excelente servicio.
 
Historia | Estructura | Productos | Departamentos | Ubicación
Hilandería | Tejeduría | Tintorería | Estampería | Terminación | Home
 
 
       
  Fadeté inicia sus actividades en 1949 como empresa integral en la producción y comercialización de tejidos de punto.
 
  La firma adquiere una hilandería de lana peinada en Don Torcuato.
 
  Se incorpora tecnología para la fabricación de telas de sintético tales como poliester o nylon.
 
  La industria textil entra en crisis. Fadete se reorganiza en unidades de negocio separadas.
 
  La empresa monta una moderna hilandería de algodón completamente robotizada logrando así una integración total de la cadena textil.
 
  La empresa crece y se moderniza y se transforma en el mayor fabricante de telas de tejido de punto.
 
  Texcom es sinónimo de calidad, servicio y ética comercial.
 
Puntos de Venta